¿Qué tipo de jugador de Juegos de Mesa eres?

Los juegos de mesa pueden revelar mucho acerca de ti, tu familia y los miembros de tu familia. ¿Te motiva siempre ganar? ¿Solamente quieres pasar un buen rato? ¿Necesitas seguir las reglas o simplemente te dejas llevar por la corriente?

Hemos destacado algunos tipos de jugadores que se encuentran dentro de nuestras amistades y cercanos:

El IntensoEL INTENSO

Este tipo de jugador siempre tiene ganas de jugar, no importa el momento, el lugar o cuantas partidas se hayan realizado recientemente. Vive cada juego como si fuera el último y suele dar instrucciones a todo el mundo de lo que tiene hacer o jactarse de que es el mejor para algún juego en particular o quien maneja las mejores estrategias. Su único objetivo de participar es ganar el juego, la diversión pasa completamente a segundo plano.

Su volumen vocal tiende a ajustarse a la intensidad del juego Cuando su equipo está perdiendo y necesita desesperadamente una buena tirada o una respuesta correcta, este personaje.. ¡GRITA MUY FUERTE! Impulsado por su propio entusiasmo, está completamente ajeno a la molestia que genera en el resto.

 

EL DEFENSOElDefensordelaLeyR DE LA LEY

En cuanto alguien menciona la posibilidad de jugar un juego de mesa, el defensor de la ley corre a revisar las alternativas de juegos que existen y comienza a recitar las reglas de cada uno de los éstos. A cada momento que existe la más mínima duda, se hace dueño de la situación y detiene todo tipo de acciones. Solo se puede retomar la partida cuando las reglas hayan sido releídas, interpretadas y obedecidas por los jugadores, sin ningún derecho a modificar o acordar otra cosa.

Estas personas suelen hacer sus apariciones triunfales en el momento clímax del juego, cuando las fichas negras han arrinconado a las fichas blancas y es momento del golpe final. Suele recurrir a releer las instrucciones y ver si las reglas se siguieron al pie de la letra para poner en duda y argumentar en contra del triunfo del oponente

 

El Social Alegre

EL SOCIAL ALEGRE

Este tipo de jugador no invierte su tiempo ni su entusiasmo en el juego, solo quiere participar para pasar un rato entretenido con sus amigos o familias. Este jugador suele ser tu mamá, papá o abuela. Así como puede no saberse todas las respuesta o construir las mejores estrategias (usualmente no toma mucha atención al juego), sí ofrece de manera constante y generosamente toda su ayuda a lo que sucede alrededor del juego de mesa, como las visitas frecuentes a la cocina para rellenar los vasos o servir ricos aperitivos.

Suele apoyar a ambos equipos  y, cuando es increpado, se defiende comentando que los juegos de mesa son para divertirse y que hay que mantenerse alegre y positivo.

 

EL FATALISTAEl Fatalista

Este tipo de jugador partirá quejándose acerca de la elección del juego, siempre querrá jugar otra cosa y criticará cada una de las acciones que se llevan a cabo. “El juego está mal hecho” o “Te aprovechaste injustamente de una mala maniobra” son frases típicas que esta persona utiliza, nunca dejando vislumbrar una sonrisa.

Cuando esta persona no se está quejando, está dedicada a revisar sus mensajes de texto, su Whatsapp, Twitter o cualquier otra distracción, mientras hace mensajes sarcásticos y no acepta su inevitable derrota (que no hizo nada para evitar) declarando que el juego es estúpido e injusto.

 

 

LA TORTUGALa Tortuga

¡Nunca falta! Siempre está aquel jugador que se toma su tiempo para cualquier decisión que debe tomar: de qué manera tirar el dado, qué hacer a continuación, qué respuesta entregar, etc. Cada paso que debe dar lo interpreta como un gran paso que merece muuuuuucha reflexión.

Recomendamos seleccionar juegos de mesa con límites de tiempo por turno para que la partida sea entretenida con este tipo de jugadores. Scrabble, Catán y muchos otros pueden ser realmente arruinados cuando aparece esta especie.

 

¿Cuál es tu juego de mesa favorito? Además, ¿En qué tipo de jugador te transformas cuando el juego comienza?

 

¿Hay algún otro tipo de jugador que se te venga a la mente?

 

No hay comentarios aún.

Deja un comentario